Ventajas

   Es una inversión  que incrementa la plus valía del inmueble, también provee una fuente  de entretenimiento,  la hidroterapia y deportes, por los grandes beneficios que proveen los ejercicios de la natación.

     Entretenimiento

   Las piscinas recreativas cuentan con varias propiedades que las distinguen del resto de los estanques, entre ellas, sus medidas; éstas son esenciales para su construcción e instalación de equipos, ya que de ellas depende la potencia del sistema de filtrado como la cantidad de horas de este proceso. Una de las principales ventajas de instalar una piscina recreativa es que en su estructura o alrededores podemos incluir zonas de soláriums acuáticos, sectores de desniveles de profundidad en donde puedan jugar los más chicos, bancos con sistemas de hidrojet, islas, toboganes, chorros de agua y cascadas.

   Las piscinas recreativas son el medio perfecto para relajar músculo, liberar tensiones y esculpir el cuerpo ya que trabajamos absolutamente cada pequeña parte de éste; también es recomendable para aquellas personas que padecen enfermedades motrices, se ha comprobado que los ejercicios acuáticos ayudan a recuperar movilidad. Las piscinas recreativas son una alternativa perfecta para aquellos que disponen de un buen capital, su presencia en nuestro hogar nos garantiza diversión, confort y una gran estética.

     Hidroterapia

   Las ventajas del tratamiento en el agua son múltiples: acelera la recuperación, permite la deambulación precoz, disminuye la rigidez, comprime el sistema venoso, contrarresta el efecto de la gravedad, ayuda a la potenciación muscular y disminuye la sensibilidad dolorosa.

     Deporte

   La Natación: La principal diferencia con el resto de los deportes es el lugar donde se practica; el agua. Esto nos hace sentir ingravidez, reduciendo las tensiones musculares que nos provoca la estresante vida diaria. Al mismo tiempo, el agua es casi novecientas veces más densa que el aire, por lo que cualquier desplazamiento es en si ya un buen ejercicio.

   Otra gran diferencia es la postura ya que nadamos tumbados, lo que facilita la circulación sanguínea y además es de gran ayuda a las personas con problemas de tensión arterial al facilitar el retorno venoso desde las extremidades al corazón.

   El carácter aeróbico de su practica mejora la respiración y a diferencia de otros deportes cualquiera puede mantener un nivel de trabajo aeróbico durante una hora. Si esto lo comparamos con la dificultad que provoca mantener corriendo un nivel aeróbico durante una hora concluimos afirmando que es relativamente fácil practicar la natación.

   Este carácter
aeróbico ligero de la natación repercute directamente en el corazón, haciéndolo más grande y más fuerte.

   Aunque de forma general cualquier deporte aeróbico favorece los síntomas adversos del asma, todos sabemos que algunos factores como un excesivo calor o sequedad del ambiente pueden provocar crisis respiratorias, en el caso de la natación, la humedad y el ambiente siempre tibio ayuda mucho al control de estas crisis a los practicantes asmáticos.